OCHO PUNTAS: Entrevista a Alejandro Martinellii

By
Updated: marzo 29, 2014

En el año 2011 comenzó a funcionar AMMMA, la mutual de los trabajadores motociclistas, con local en la Avenida Independencia 1456 Ciudad Autónoma de Buenos Aires, donde afiliándote podés acceder a descuentos en repuestos para motos, accesorios, vestimenta, paquetes turísticos y otros servicios destinados al trabajador de mensajería y su familia en particular, como también al motoquero en general.
Hasta ahí fuimos para hacerle una nota al compañero Alejandro Martinelli que además de ser el  Secretario Tesorero de ASIMM , es el presidente de nuestra mutual.

 

Como Secretario Tesorero, ¿que balances haces desde la reelección hasta hoy?
Hoy en día la realidad del sindicato es muy diferente a la que teníamos cuando se empezó a normalizar. Hasta que llegaron las primeras empresas de mensajería encuadradas para que ASIMM funcione, algunos tuvimos que aportar dinero de nuestro bolsillo. Imaginate que había un montón de cosas que comprar, desde pagar el teléfono hasta comprar lapiceras y papel para la impresora.
Por suerte, con el primer convenio colectivo las finanzas se empezaron a equilibrar.

¿Que caso en particular, desde lo gremial, te trae mas recuerdos?
Sin dudas la firma del primer convenio colectivo. Va a marcar un antes y un después en nuestra actividad.

¿Que sentimiento cruza por vos cuando caes en la cuenta de que sos el encargado de velar por los intereses económicos de los afiliados?
Una responsabilidad enorme, porque el aporte que hace cada trabajador debe volver a ellos en BENEFICIOS, como por ejemplo la mutual. Cuando en 2011 comenzó a funcionar fue una alegría enorme, porque mas allá de lo estrictamente sindical, la mutual también apunta a otras áreas.

Sos el presidente de la mutual, ¿Con que fines fue creada?
Nuestra actividad requiere de repuestos y accesorios, y sin ellos no podríamos realizarla. Entonces, lamentablemente, teníamos que caer en comercios que haciendo su negocio nos ofrecen productos a precios muy altos debido a los márgenes de ganancia extraordinaria de las casas de repuestos. Ahí salió la idea de una mutual que atienda esas necesidades a un precio accesible para el trabajador motociclista y mensajero, con la posibilidad además de que la mensajería a la cual uno pertenece, tenga una cuenta corriente.
En síntesis, AMMMA ofrece repuestos, equipos de lluvia, accesorios y otra cantidad de servicios, todo con el objetivo de elevar la calidad de vida de los trabajadores.

¿Como funciona?
Es muy sencillo, uno se asocia a la mutual y pagando una cuota mensual puede acceder a todos los beneficios y servicios.

¿Cuales son los servicios que brinda?
Como bien te comentaba antes, la cuota te da acceso a los productos con descuento. Tenés aceites, cadenas, bujías, equipos de lluvia, remeras y accesorios. Pero también descuentos en casas de ropa y acceso a los parques recreativos del sindicato de textiles en Berazategui y Monte Grande, para poder disfrutar de un día en familia con pileta, parrilla etc.
AMMMA no solamente ofrece repuestos de motos por lo que verás, también tenés otras alternativas.
La necesidad de contar con un espacio recreativo para el verano, para que los trabajadores puedan ir con sus familias solamente presentando el carnet de afiliado a la mutual es un logro importante. Nuestra historia como motoqueros está marcada por la marginalidad, por eso el hecho de entrar a un lugar solo mostrando nuestro carnet, se disfruta el doble.

Se comenta que el funcionamiento de la mutual no es bien visto por los locales de la zona de Once, ¿Cual es la posición de esta gente y que opinas al respecto?
Imaginate que la idea de la mutual no es ganar plata, todo lo que se genera se invierte en mas mercadería, y mas importante todavía, AMMMA tiene los márgenes de ganancia justos para sostener la estructura y poder seguir brindando el servicio. Estando en capital los precios son mucho mas bajos que los locales que ya conocemos de Córdoba y Pueyrredón. La mutual no es un espacio lucrativo, sino un beneficio para todos los trabajadores motociclistas y mensajeros, eso es lo que opinamos quienes llevamos adelante AMMMA.
Entonces lo que esta gente comenzó a hacer es apretar a los distribuidores para que no nos vendan mercadería, vos pensá que el mismo producto lo encontrás mucho mas barato en AMMMA que en cualquiera de los locales de repuestos de once.

El año recién comienza, y fue con una devaluación muy fuerte. Se vienen las paritarias ¿Cual es el mensaje a cada trabajador?
Lamentablemente la inflación es un fenómeno constante que pulveriza el salario del trabajador en estos últimos años. Pero en particular el 2014 empezó con una devaluación muy fuerte, sumado al aumento de combustibles que por las características de nuestra actividad nos golpea duro. Los repuestos se manejan en dólares, la nafta es algo que no podemos dejar de usar. En esos dos ejemplos observas claramente como la plata de un trabajador deja de tener valor frente a la inflación y el aumento del dólar.
En estos casos la mutual funciona como dique de contención. Como hablamos hace un rato, nuestros precios son mucho mas bajos que en cualquier casa de repuestos, ya que no buscamos generar ganancias sino beneficiar a los afiliados.
Hoy en día el mejor consejo que se le puede dar a los trabajadores mensajeros y al motociclista en general, es que se acerquen a nuestro local, consulten precios y decidan. Pero siempre teniendo en cuenta que no solo vendemos cosas para la moto con descuento para los afiliados, sino que también pueden acceder a paquetes turísticos, parques recreativos etc. La mejor opción para hacer rendir nuestro salario es acercarse a la mutual y tomar conciencia de que en estas paritarias mas que nunca necesitamos de la unidad de todos los trabajadores.

 

OCHO PREGUNTAS…

OCHO RESPUESTAS…

OCHO PUNTAS PARA NUESTRA LIBERACIÓN